Etiquetas

Neil (107) Señor T (60) WeekendWars (37)

viernes, 9 de diciembre de 2011

Las dos torres.

(continuación de El Retorno del Rey)

La misma ciudad, los mismos rincones, pero diferentes sensaciones. El silencio que atestaba el lugar me hizo pensar desde el primer momento que algo no iba bien.

Encapuchado y enmascarado bajé del coche, expectante. No muy lejos de donde me encontraba algo debía de estar pasando. Con pies de plomo e intentando contener la respiración avancé sigilosamente por aquella siniestra calle atestada de minúsculas partículas de agua que daban forma a la densa niebla que chocaba contra mi ser.

Una voz alertó mi ritmo cardíaco. A pocos metros de mí, dos siluetas me observaban. Una chispa procedente de un mechero fue suficiente como para tranquilizarme. La luz de Satán siempre era bienvenida.

Reconocía a la perfección cada silueta de esos dos rostros. Abatidos,exhaustos, descansaban en el suelo. Dos torres imponentes destruidas. Había llegado demasiado tarde. Respiraban con dificultad. Un charco de sangre rodeaba la pierna de uno de ellos. Me derrumbé. Nada. Todo había terminado. Las dos torres habían caído. El abismo de la oscuridad cayó súbitamente sobre mi alma desgarrando a su paso mi pasado.

Todo estaba perdido, pensé.

Neil.

No hay comentarios:

Publicar un comentario